El alcalde de Chiclana inaugura la señalética ‘Sucedió a orillas del Iro’

    0
    121
    • Esta iniciativa se ha creado para recordar la historia de la ciudad, con motivo de la publicación del libro de Pedro Quiñones que lleva el mismo nombre y que se remonta al año 1300

    •  Las ubicaciones elegidas son calle Mendizábal, Plaza de España, avenida de los Descubrimientos, Jesús Nazareno, Plaza Mayor, Centro Box, Puente Chico, Alameda Solano, calle La Fuente y  Plaza de España

     El alcalde de Chiclana, José María Román, ha descubierto uno de los azulejos que se han creado para recordar la historia de Chiclana, con motivo de la publicación del libro de Pedro A. Quiñones Grimaldi ‘Sucedió a orillas del Iro’, que se remonta al año 1300. Así pues, esta acto se ha desarrollado en la Plaza de España, junto al edificio de Chiclana Natural, lugar en el que se ha ubicado la señalética que hace mención a Mónica Aragón Aragón, ‘La Mónica’, y al establecimiento que regentaba, la ‘Fonda Custodio’.

    “Hoy se han descubiertos distintas placas en aquellos puntos de Chiclana que recoge el libro, pero elegimos este lugar de la Plaza de España en recuerdo a una mujer como Mónica Aragón”, ha destacado el alcalde, quien ha agradecido a Pedro Quiñones su trabajo sobre Chiclana. “Es muy importante investigar en la historia de nuestra ciudad, porque pensábamos que no había mucho que contar. Sin embargo, gracias a la labor de gente como Pedro, está aflorando una importante historia”, ha expresado José María Román, quien ha añadido que “de ahí que queramos llevar a Pleno la creación de la figura del cronista de la villa para conocimiento de todos de nuestra fortísima historia”.

    Asimismo, el regidor chiclanero ha agradecido a Cemabasa su implicación en la financiación del proyecto, así como a las empresas chiclaneras encargadas de la elaboración de las placas. “El objetivo es que no solo turistas sino también chiclaneros puedan conocer el porqué de los nombres de algunas calles y los acontecimientos que allí se produjeron en el pasado”, ha explicado Román, quien ha finalizado añadiendo que “nos toca a las instituciones sacar a la luz la historia de nuestro pueblo para el disfrute y conocimiento de nuestros vecinos y visitantes”.

    Por su parte, Pedro Quiñones ha explicado que este libro es el resultado “de querer quitar ese complejo que los jóvenes de Chiclana tenían hace tiempo y que ya, afortunadamente, no existe”. Además, ha hecho todo un recorrido por las páginas del libro, mencionando a personajes destacados, “que destacaron no por su cargo, sino por pertenecer o estar en Chiclana”. Este libro narra la historia de la ciudad, haciendo protagonistas a sus gentes y sus lugares.

    Además, Agustín García Ballesteros ha leído una semblanza de ‘Mamá Mónica’, en la que hace un recorrido por la vida de “la que fue abuela de todos y tras la que ya hay siete generaciones”. En esta semblanza menciona los lugares en los que trabajó, las personas a las que conoció y la labor que realizó ayudando siempre a los demás, “siendo una mujer adelantada a su época”. También ha agradecido este reconocimiento, a su abuela y a toda la familia.

    Además de este azulejo, se han colocado otros por toda la ciudad, haciendo referencia a personas y hechos de la historia de Chiclana. Así pues, en la calle Mendizábal se recuerda al chiclanero liberal que fuera presidente del Consejo de Ministros en el siglo XIX, Juan de Dios Álvarez Méndez. Además, Francisco Pachecro, que formó parte del ejército de Francisco Pizarro y Diego de Almagro que conquistó Perú, será recordado en la avenida de los Descubrimientos, en el edificio de la Policía Local.

    El edificio del Centro de Salud de Jesús Nazareno está dedicado a Lord Byron, uno de los máximos exponentes del movimiento romántico, que anduvo por las calles de Chiclana, aprovechando su estancia en Cádiz y Jerez. De la misma forma, la vinculación del Obispado de Cádiz con Chiclana no se limitó a la labor pastoral propia de la Diócesis, de ahí que la Plaza Mayor esté dedicada a esos obispos locales que fueron protagonistas desde el siglo XV.

    La Feria también tendrá un lugar privilegiado, en este caso en el Centro de Iniciativas Juveniles Box, puesto que se celebra desde 1836 y comenzó como una tradición medieval vinculada a la reunión de agricultores y ganaderos de la zona para el pago de diezmos y primicias. En la calle Carmen Picazo, concretamente en el Puente Chico, se ha reservado el espacio para los toreros Francisco Gómez Amblat, El Chiclanero y Manuel Muñoz Utrera, Andaluz II o el Bicho de la Tina, que representan la cara y la cruz de una misma profesión que ejercieron en América.

    La Alameda Solano está dedicada al General Solano, que, aunque de procedencia venezolana, quiso favorecer a Chiclana con el primer impulso al acceso terrestre hacia Cádiz. Esta señalética se cierra en la calle La Fuente, con el Tribunal de la Inquisición, que tuvo su sede en el número seis de esta céntrica calle chiclanera.

    Pedro A. Quiñones Grimaldi

     Pedro A. Quiñones Grimaldi es investigador, escritor y colaborador de la Universidad de Cádiz y de la Real Academia de la Historia. También es autor de ‘Historias y leyendas de la Banda y el Lugar’, ‘Chiclana VII Centenario’, ‘La Batalla de Chiclana, ‘Rancapino, ronco de andar descalzo’ y en colaboración, ‘Fantasmas y monstruos de Chiclana’ y ‘19 huellas’.

    Dice el autor sobre ‘Sucedió a orillas del Iro’, que “este libro está escrito para aquellos que muestran interés por conocer quiénes eran sus antepasados y por tanto quiénes son ellos. Escribo estas páginas para mover el ánimo de los jóvenes, para intentar animarlos a estudiar, a investigar con entusiasmo y conocer su pasado, porque ellos programarán nuestro futuro. La historia no defrauda a nadie, por el contrario nos hace más grandes intelectualmente, más comprensivos y menos intransigentes con los seres humanos”.

    DEJA UNA RESPUESTA

    Por favor deja tú comentario
    Introduce tu nombre