“Solera y Compás” clausura esta nueva edición de la mano de La Macanita, Pedro El Granaíno, Diego del Morao y Mercedes Ruiz

0
78

En perfecta comunión, el mundo del vino y el flamenco se darán la mano por última vez este 2022 en el Patio de la Tonelería para el disfrute del mejor toque, baile y cante en un marco incomparable.

En las centenarias Bodegas TÍO PEPE, los restaurantes Pedro Nolasco, Avanico y Gatxupa, proponen una oferta gastronómica única y variada.

La de mañana sábado será la quinta y última cita del ciclo “Solera y Compás” 2022: el compromiso y la apuesta por parte de González Byass con el arte flamenco que ha llevado a escena tanto a figuras consagradas como a jóvenes talentos a través del toque, el baile y el cante. Concretamente, mañana sábado 13 de agosto, a partir de las 23:15h, podrá disfrutarse del arte que desprenden La Macanita, Pedro El Granaíno, Diego del Morao y Mercedes Ruiz. Las entradas para esta cita, conducida una noche más por Juan Garrido, pueden adquirirse en la web de Veranea en la bodega.

Llegada desde el corazón de Jerez, la cantaora La Macanita será la primera en mostrar su arte en el Patio de la Tonelería haciendo las delicias del público asistente. Hoy en día está considerada como una de las máximas figuras del cante flamenco de Jerez, con más de 30 años de trayectoria y ligada desde sus inicios a dos grandes figuras del flamenco: Manolo Sanlúcar y Manuel Morao.

El gran guitarrista Diego del Morao, jerezano de nacimiento perteneciente a la familia de “Los Moraos”, mostrará su toque único e inconfundible, lleno de miradas al pasado y a su familia. Considerado por muchos como un verdadero “mago” de la guitarra por su sentido del ritmo y su inagotable creatividad, no dejará a indiferente al público asistentes a la última velada del ciclo “Solera y Compás”.

La voz de bronce, única e inimitable, de Pedro Heredia Redes, Pedro “El Granaíno”, se subirá al escenario del Patio de la Tonelería para mostrar el quejío de su tierra. Aunque el cante forma parte de su vida desde muy niño, no es hasta el 2012 cuando en el Festival de Jerez tiene la oportunidad de debutar en solitario conquistando a público y crítica, y, desde entonces, no ha parado de cosechar éxitos.

El broche de oro de la noche lo pondrá el baile lleno de emoción y sensibilidad de la jerezana Mercedes Ruiz, una renovadora del baile flamenco, que comenzó a bailar a los 6 años, pero no fue hasta el 2003 cuando funda su propia compañía con la que ha girado por todo el mundo y que mañana, 13 de agosto, clausurará el ciclo “Solera y Compás” 2022 en el Patio de la Tonelería.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor deja tú comentario
Introduce tu nombre