Navantia y la Universidad de Cádiz colaborarán en la formación de operadores y mantenedores de corbetas

    0
    55

    El programa de acciones será acordado entre ambas partes y se impartirá en inglés. El convenio tiene un coste de 2,4M€ y contará con personal docente cualificado, equipamientos, laboratorios y ‘know how’ de la Universidad

    Navantia y la Universidad de Cádiz han firmado un convenio de colaboración para desarrollar un programa formativo destinado a los operadores y mantenedores de corbetas que se encuentran actualmente en construcción en el astillero de San Fernando. El acuerdo ha sido firmado por el rector de la Universidad de Cádiz, Francisco Piniella, por una parte, y por la presidenta de Navantia, Belén Gualda, y el director de Navantia-Astillero Bahía de Cádiz, Francisco Javier Herrador, por otra. El documento establece que la planificación formativa del programa será diseñada y acordada por ambas partes, y que se impartirá íntegramente en inglés. El alcance de la actuación asciende a 2,4 millones de euros.

    El programa, destinado a la dotación de las corbetas que están en construcción en la Bahía de Cádiz para la Marina Real Saudí, contempla un total de doce especialidades formativas, entre ellas navegación, cubierta y maniobra, máquinas, auxiliares y electricidad, inglés técnico naval, mecánica y propulsión, mecánica auxiliar, electricidad, electrónica o dirección de proyectos. Serán casi 3.300 horas de clases y 7.500 horas totales de formación para un total de 155 alumnos durante casi dos años, entre mayo de 2021 y febrero de 2023.

    Conforme al acuerdo, la Universidad de Cádiz aportará “el personal docente necesario para asumir las horas de dedicación precisas en la coordinación del programa y en la impartición de materias y módulos formativos”, así como “el uso de espacios, equipamientos y laboratorios necesarios, el personal de Administración y Servicios asociado a tales equipamientos y el know how” (conocimientos y experiencias) en este ámbito de conocimiento.

    Navantia determinará “la definición inicial de las necesidades formativas, las horas de dedicación que sean precisas en la coordinación e impartición de determinadas materias, el uso de espacios y equipamientos” propios y, también, el conocimiento de su propiedad “de interés para llevar a término el programa”.

    DEJA UNA RESPUESTA

    Por favor deja tú comentario
    Introduce tu nombre